SAT Puede presumir la inexistencia de operaciones

¿Puede el auditor del SAT considerar inexistentes las operaciones consignadas de un comprobante fiscal, dentro de una auditoría?

Esta facultad otorgada a los auditores del SAT de poder presumir la inexistencia o simulación de operaciones es un asunto muy delicado, debido a que el contribuyente quedará al arbitrio y criterio del auditor, cuando a juicio de dicho auditor, en el proceso de una auditoría, sea esta de Gabinete, visita domiciliaria o electrónica, no se satisfaga la materialidad de dicha operación y por tanto pueda considerarla no deducible, esto conforme a la siguiente Jurisprudencia establecida por los Tribunales en Materia administrativa, que a continuación se transcribe.

Al ejercerlas la autoridad fiscal puede corroborar la autenticidad de las actividades o actos realizados por el contribuyente, a fin de determinar la procedencia de sus pretensiones, sin necesidad de llevar a cabo previamente el procedimiento relativo a la presunción de inexistencia de operaciones previsto en el artículo 69-b del código fiscal de la federación.

El procedimiento citado tiene como objetivo acabar con el tráfico de comprobantes fiscales y evitar el daño generado a las finanzas públicas y a quienes cumplen con su obligación de contribuir al gasto público, lo cual pone de relieve que mediante este procedimiento no se busca como ultima ratio eliminar los efectos producidos por los comprobantes fiscales, sino detectar quiénes emiten documentos que soportan actividades o actos inexistentes. En cambio, para corroborar si los comprobantes fiscales cumplen con los requisitos legales o que fueron idóneos para respaldar las pretensiones del contribuyente a quien le fueron emitidos, la autoridad fiscal cuenta con las facultades de comprobación contenidas en el artículo 42 del Código Fiscal de la Federación. Por tanto, se trata de procedimientos distintos y no es necesario que la autoridad fiscal haya llevado a cabo el procedimiento previsto en el artículo 69-B para, con motivo del ejercicio de sus facultades de comprobación, determinar la improcedencia de las pretensiones del contribuyente basándose en el hecho de ser inexistentes los actos o actividades registrados en su contabilidad y respaldados en los comprobantes fiscales exhibidos. Además, es evidente que la atribución consignada en el artículo 69-B no excluye las facultades contempladas en el artículo 42 destinadas a comprobar el cumplimiento de las obligaciones fiscales a cargo de los causantes, dentro de las cuales se encuentra inmersa la de verificar la materialidad de las operaciones económicas gravadas. De tal manera que si el contribuyente sujeto a las facultades de comprobación no acredita la real materialización de las actividades u operaciones registradas en su contabilidad y comprobantes fiscales, la autoridad fiscal válidamente podrá declarar su inexistencia, y determinar que esos documentos carecen de valor probatorio y, por ello, no podrá tomarlos en cuenta para efectos de la procedencia de la pretensión del contribuyente.

Contradicción de tesis 405/2018. Entre las sustentadas por los Tribunales Colegiados Segundo del Trigésimo Circuito, y Primero y Tercero, ambos en Materias Administrativa y de Trabajo del Décimo Primer Circuito. 24 de abril de 2019. Mayoría de cuatro votos de los Ministros Alberto Pérez Dayán, Eduardo Medina Mora I., José Fernando Franco González Salas y Javier Laynez Potisek. Disidente: Yasmín Esquivel Mossa. Ponente: Javier Laynez Potisek. Secretario: Ron Snipeliski Nischli.

Criterios contendientes:

El sustentado por el Segundo Tribunal Colegiado del Trigésimo Circuito, al resolver la revisión fiscal 3/2017, y el diverso sustentado por el Primer Tribunal Colegiado en Materias Administrativa y de Trabajo del Décimo Primer Circuito, al resolver la revisión fiscal 6/2018.

Tesis de jurisprudencia 78/2019 (10a.). Aprobada por la Segunda Sala de este Alto Tribunal, en sesión privada del ocho de mayo de dos mil diecinueve.

Esta tesis se publicó el viernes 14 de junio de 2019 a las 10:20 horas en el Semanario Judicial de la Federación y, por ende, se considera de aplicación obligatoria a partir del lunes 17 de junio de 2019, para los efectos previstos en el punto séptimo del Acuerdo General Plenario 19/2013.

Con lo anterior nos queda claro que la autoridad está aplicando hoy en día dos principios fundamentales en materia Tributaria: El fondo sobre la forma en materia fiscal y la Verdad Real para combatir las simulaciones y evasiones que los contribuyentes puedan estar realizando, sin embargo en muchos casos sobrepasan las atribuciones conferidas en sus facultades, y muchos contribuyentes que sí están realizando las actividades también pueden encontrarse con la situación de que les rechacen deducciones o acreditamientos en una revisión de auditoría por no satisfacer a cabalidad la materialidad.


Reúne a todo tu equipo fiscal, contable y administrativo y, con un solo acceso en nuestro evento en línea EL FONDO SOBRE LA FORMA EN MATERIA FISCAL analicen junto a nuestro especialista estos conceptos junto con la sustancia económica, la razón de negocios, así como el impacto de estas nuevas formas de fiscalización del SAT y los mecanismos para disminuir los riesgos inherentes. ¡Con un solo acceso se capacitan todos!

Da clic para ver más información de este evento en línea.

Materialidad y razón